miércoles, 12 de diciembre de 2012

CUATRO JINETES



En cielo en penumbra lívida de ocaso
galopan caballos en etéreos caminos;
cuatro jinetes recorren la tierra
como únicos señores


Cuatro jinetes eternos
cruzan palabras labrando el destino
Piafar de malignos caballos
Sonidos de terror y caos


Faz oriental sobre caballo blanco
Ponzoñosas flechas en carcaj de bronce.
Humanidad que ante su nombre
vaga  errante en el mundo
buscando un Dios  sin encontrarle.

Caballero de tez joven, hermoso,
sobre caballo  de fuego
Fuerte galope blandiendo mandoble
arrasando tierras y casas,
hombres mujeres e infantes
en aras de inútiles causas.

Viejo, desdentado,
cubierto de harapos
montado en caballo negro
en un mundo repleto, rebosante
de grano, vino y placeres,
su galope quema, inunda, destruye


Calavera de risa sardónica, es el cuarto
Esqueleto cubierto de blanco sudario
Carrera sobre  pálido corcel
Galope hacia el todo y la nada
Hoz gigantesca sobre la humanidad
Exterminio  cruel.


Cuatro jinetes recorren el mundo
en continuo carrusel
Sin tiempo ni espacio;
eterna inmutabilidad,
como únicos señores


Rafael Serrano Ruiz-12-12-2012

No hay comentarios:

Publicar un comentario